GPS Senderismo Familiar Costa del Sol

08 junio 2010

Expedición a Sierra Nevada

Expedición a Sierra Nevada

Lunes, 7 de junio de 2.010
Las previsiones del tiempo para el próximo viernes / sábado (11 y 12 de junio) por la zona de Capileira y Monachil indican condiciones meteorológicas complicadas, incluso a la altura del Refugio Poqueira, a 2.500 metros, nos puede nevar. Se complica la idea de subir al Mulhacén.

Proponemos seguir con los planes previstos, acceder al Refugio Poqueira por el sendero de la Acequia Alta, (tracks para GPS), cenar, dormir y desayunar allí, y a la mañana siguiente, según encontremos la situación, ir a cualquiera de los muchos e interesantes lugares a los que se puede acceder desde el refugio.

Ahora, eso si, habrá que llevar buena ropa de abrigo y sacos de dormir, las dos mantas que facilita la guardería del refugio pueden que no sean suficientes para el frío que nos podamos encontrar.

Fotos recientes y estados de los senderos

Después de las bajas de última hora, así quedan los que vamos:
Paco de Málaga
Alfonso de Coín
Diego de Estepona
David del Rincón de la Victoria
Ignacio de Málaga
José de Mijas
Diego de Mijas

Martes, 8 de junio de 2.010
Ropa de abrigo echada ya en la mochila.
Buscaré un impermeable por si las moscas.
En las alertas de montaña de la AEMET todavía no han puesto nada para el viernes, estaremos pendiente en los próximos días.
En Meteored no lo pintan malo del todo, un poco nuboso el viernes, despejándose por la tarde-noche y mejora para el sábado, cota de nieve a 3.300 metros. Viento de levante a 12 KM/H.

Más o menos, un plano de la zona:

Miércoles, 9 de junio de 2.010
En el teléfono 958 343349 del Refugio Poqueira formalizamos la reserva para la noche del viernes, 7 plazas. Los precios de la temporada 2010 para los que no están federados son los siguientes:
Alojamiento: 15 euros
Cena: 14 euros
Desayuno: 5 euros
Bolsas de picnic: 10 euros

Además, nos informan de que tanto el sendero de la Hoya del Portillo como el de la Acequia Alta están abiertos y limpios de nieve, nos aconsejan que llevemos crampones y piolet si queremos adentrarnos en zonas altas y un saco de dormir, ligero, para pasar la noche.

Como el guarda del refugio nos ha comentado que nos llevásemos los crampones y los piolet como si fuese la cosa más natural del mundo el tener esas herramientas montañeras en casa, no me he atrevido a decirle que nosotros de esas cosas sabemos más bien poco. Si acaso, si no pudiéramos resistirnos a la llamada de la señora de las montañas de la península ibérica, tendríamos que suplicar la bendición del rey árabe granadino Muley Hacén, cuyo espíritu parece ser que vaga por aquellos parajes, para que buenamente nos proteja de los elementos adversos que pudieran asaltarnos en el camino al que nuestros pasos pudieran llevarnos por puro azar o por pura determinación irracional. Y si no, siempre nos quedará recurrir a San Judas Tadeo, patrón de las causas desesperadas.


Jueves, 10 de junio de 2.010
Pronostico del tiempo para Sierra Nevada según la AEMET:
- Viernes
Cielos con intervalos nubosos y nieblas matinales. Posibilidad de algún chubasco disperso por la mañana. Vientos fuertes en cotas altas. Sensación térmica a nivel de los 2.500 metros: mínimas a -6º y máximas a +1º.
- Sábado
Cielos nubosos con chubascos que pueden ir acompañados de tormentas por la tarde. Temperaturas sin cambios. Vientos de flojos a moderados. Cota de nieve a 2.600 metros.

Las condiciones no parecen las mejores…, quizás debamos considerar la posibilidad de aban…, no, de ninguna manera, la expedición sigue en marcha para quién quiera ir, a la montaña hay que tenerle mucho respeto, pero nunca miedo, además, Muley Hacén nos está esperando.


Viernes, 11 de junio de 2.010
Por causas de fuerza mayor tenemos dos bajas, el resto, cinco, seguimos con el plan previsto. Las mochilas ya están preparadas, ropa de abrigo, chubasqueros, linternas, comida para el sábado, cantimploras con agua y otros líquidos reconstituyentes, y como no tenemos crampones nos llevamos unas tablillas de madera, clavos de acero y cinta de empaquetar para fabricarlos artesanalmente si la situación se pone verdaderamente crítica, de piolet tendrán que servir nuestros viejos bastones, con experiencia suficiente en recorridos montañeros en condiciones extremas (como fue el caso de los Lavaderos de la Reina). De ánimo estamos bien, quizás algo preocupados.

Salimos a las 15 horas desde Málaga, cinco montañeros venidos a menos, más uno, la divina providencia. Si regresamos, el lunes lo contaremos.

La expedición
Fuimos y regresamos, todos en buen estado, menos uno, que regresó raro, cambiado y por más que le preguntamos nada nos dijo, quién sabe lo que le ocurrió en la montaña, que vicisitudes tuvo que experimentar para el brutal cambio de personalidad manifestado. Esperemos que el tiempo y el sosiego de la vida cotidiana nos devuelva al mismo montañero indómito de siempre.


Viernes, 11 de junio de 2.010, a las seis de la tarde
Comenzamos a caminar por el sendero de la Acequia Alta, a nuestra derecha corría el agua bulliciosa, a la izquierda se divisaban montañas nevadas, el Veleta inconfundible, la tarde agradable nos invitaba a disfrutar de dos horas de tranquila caminata hasta llegar a un puentecillo desde donde da comienzo la terrorífica Cuesta del Resuello, la parte más exigente del recorrido, un kilómetro durísimo ascendiendo un desnivel de unos 300 metros.


Los últimos metros, al fondo ya vemos el refugio:
Poco a poco vamos llegando al Refugio Poqueira donde nos espera una suculenta cena, cervezas heladas y para sobremesa, liquidamos el frío nocturno con un buen vino tinto mientras contemplamos el millón de luminosas estrellas que nos ofrece cortésmente la bóveda terrestre.

En la cena:

Las taquillas del refugio:

En la entrada del Refugio Poqueira, sábado por la mañana:

En el desayuno:

Sábado, 12 de junio de 2.010
El día amanece despejado, luminoso, desde nuestra habitación, llamada El Veleta en honor al coloso de piedra que se divisa desde una de sus ventanas, vemos a un numeroso grupo de machos cabríos chocando sus poderosas cornamentas unos con otros, solo por estar allí en esos momentos ya valió la pena participar en la expedición. Por mimetismo, algunos humanos los acabaron imitando.

Después del desayuno debatimos la ruta del día, ¿que hacemos?, ¿a donde vamos?, los más osados quieren subir al Mulhacén por el río para probar los crampones caseros, los menos proponen subir hasta el Alto del Chorrillo y decidir allí de nuevo conforme se presente la climatología y las fuerzas de cada uno. Tras duras negociaciones decidimos la opción menos arriesgada.

Tuvimos que atravesar peligrosísimos neveros helados:

.

Por el camino formamos y celebramos el ya tradicional círculo de armonización del grupo con el entorno:
En el Alto del Chorrillo el grupo decide dividirse, los más fuertes continúan ascendiendo por la loma del Mulhacén, los otros acuerdan comenzar el descenso por el sendero de la Hoya del Portillo.

El grupo, poco antes de separarnos, el Veleta a la izquierda:
En la loma del Mulhacén, sintiendo un frío lacerante y feroz, en una parada, el titán del grupo, harto de soportar una carga formidable, decide invitar a un grupo de unos 12 montañeros que subían encordados para no perderse entre la oscura niebla enviada por los dioses que habitan Sierra Nevada, y sacando de su mochila todo tipo de viandas exquisitas y bebidas reconfortantes, les dio de comer y beber a todos ellos, y aunque parezca mentira, todos quedaron hartos, alguno comentó, "así debió ser el milagro de los panes y los peces".

Si ya es difícil ascender al Mulhacén en condiciones normales, más lo es con temperaturas pendulares extremas, nieblas sobrenaturales y con las consecuencias de un atracón como no se debe haber visto nunca por aquellos parajes, así que el grupo del Mulhacén se dio la vuelta cuando apenas les faltaban una veintena de metros para llegar a la cumbre.



Niebla en el sendero de la Hoya del Portillo:
Mucho más tarde, en la Hoya del Portillo, nos reunimos todos, cerramos el circulo y nos confabulamos para volver de nuevo y conquistar el techo de Sierra Nevada.

En la Hoya del Portillo, punto final de la expedición:

.
Enlaces interesantes recomendados:
Tracks del recorrido para GPS
Reportaje de Diego Martín en Cazatormentas
Album de fotos de Diego Martín
Noche en el Refugio Poqueira

Etiquetas: ,

4 Comments:

  • Siempre he disfrutado cuando he pasado una noche en la montaña, y más si es con buena compañía como ha resultado en esta ocasión.
    Una buena caminata, un buen refugio, buena comida, un grupo extraordinario de buena gente, montañas nevadas, granizo, buen vino, millones de estrellas, agua por todas partes, neveros, primavera florida en Sierra Nevada, frío, risas, generosidad, ¿se puede pedir algo más para un fin de semana?
    Un abrazo a todos
    Diego de Mijas

    By Anonymous Diego de Mijas, at 7:13 p. m.  

  • Alucinante la ruta y todo lo que vivimos ahí arriba. Ese amanecer en el refugio con las cabras monteses chocando sus cornamentas, es para no olvidar el sonido de los golpes.
    Solo pasamos 24 horas en la sierra, pero parece que fueron varios días.
    En cuanto al "poleo menta" no se que es lo que me pasó. Al bajar llegando a la costa, me dormí, sentí frío y después calor, y luego frío otra vez.
    Pensaba que me estaba resfriando pero ahora estoy bien, creo que se estaba tan bien en esas altas cumbres, que al volver a la civilización empecé a padecer el "mal de bajura"
    Algún día volveremos a conquistar la cumbre.

    By Anonymous El que no tomó cerveza al final de ruta, at 7:57 p. m.  

  • Mirad que os avisé. Llevaros las "linternas antiniebla", pero nada, vosotros ni caso. Que si mucho chubasquero nuevo, mucha experiencia en los bastones-piolet, mucho preparo para fabricar unos crampones artesanos,... y os dejásteis atrás lo principal. ¡Menuda pandilla!

    Ahora en serio. Precioso el paisaje, la fauna salvaje en todo su esplendor y el agua corriendo a borbotones por doquier. ¡Una maravilla!

    Aunque esta vez no os pude acompañar, por causa de fuerza mayor, espero en una siguiente ocasión poder disfrutar de una aventura como ésta en tan buena compañía.

    Enhorabuena por tan emocionante viaje.

    Saludos a todos.

    Miguel Angel

    By Blogger Miguel Angel, at 2:03 a. m.  

  • Gracias Miguel Angel

    No me cabe ninguna duda de que si hubieras venido se hubiese conquistado la cumbre del Mulhacén :).

    Como siempre, nos tomamos una cerveza a tu salud :)
    Un abrazo
    Diego de Mijas

    By Anonymous Diego de Mijas, at 10:05 a. m.  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home